Fabicación de Mamparas de separación

La situación de emergencia sanitaria actual que se está viviendo, a nivel mundial, como consecuencia del COVID-19, además de ser un acontecimiento histórico que no se producía desde hace más de cien años, es un acontecimiento que va a producir cambios significativos en nuestra forma de vida, tanto social, como económica, al menos hasta que se encuentre un tratamiento o vacuna para esta enfermedad.

Uno de los aspectos de nuestra vida que está siendo más ferozmente atacado por esta situación, es la económica, debido a la paralización que ha sufrido durante más de dos meses la actividad económica.

Este tiempo de latencia y confinamiento, debe servir para recapacitar y pensar en cómo reactivar nuestros negocios y adaptarlos a las nuevas formas de relación social y distanciamiento.

Uno de los aspectos que con total seguridad van a demandar los clientes, son unas mayores medidas de higiene y seguridad sanitaria cuando visiten nuestros establecimientos y negocios.

Quien mejor trasmita al cliente la percepción de higiene y distanciamiento social, partirá con ventaja a la hora de reactivar la actividad de su negocio.

Los clientes elegirán aquel establecimiento que disponga de unas mejores y mayores medidas de higiene y distanciamiento social.

Esto no solo se verá reflejado en la disposición de los clientes a elegir nuestro producto o servicio, sino también en los empleados, que percibirán un entorno de trabajo más seguro y saludable que les permitirá centrar su atención en el cliente.

Uno de los principales medios de protección que debemos considerar instalar en nuestros establecimientos, son las mamparas de separación, mamparas de protección o como algunos las denominan » mamparas anti covid».

Son elementos de protección sanitaria imprescindibles en cualquier tipo de establecimiento abierto al público y en centros de trabajo.

En el sector hostelero son útiles para separar mesas, en comedores, salones, recepciones y áreas comunes.

En gimnasios permiten separar las máquinas de ejercicios minimizando las distancias de seguridad entre ellas.

En los mostradores de atención al público, no es posible mantener la distancia de seguridad, pero las mamparas de separación, permiten aislar a los empleados de los clientes y usuarios de forma eficaz.

En los centros de trabajo, donde los puestos de trabajo, no siempre están a la suficiente distancia de seguridad por una cuestión de espacio y de organización, las mamparas de protección permiten aislar el espacio de trabajo de los empleados sin necesidad de mantener distancias de seguridad.

Existen diferentes tipos de mamparas de protección, y debemos tener en cuenta varios aspectos a la hora de elegir cual es la más conveniente para nuestro caso.

Esta situación va a convivir con nosotros durante mucho tiempo, hasta que la ciencia desarrolle una vacuna o tratamiento, por lo que las mamparas deben ser resistentes y de gran durabilidad.

Son elementos expuestos al virus, que deberán ser desinfectados con frecuencia por lo que deben estar fabricados con materiales resistentes a productos desinfectantes.

Deben ser móviles para que nos permitan distribuir los espacios según las necesidades de cada momento.

Deben ser modulables, de forma que pueda añadir y ensamblar más unidades.

Deben ser estables, un sistema de peanas adecuado y diferentes sistemas de anclaje que permitan sujetarlo a la superficie en caso de ser necesario y sin dañar la superficie si fuese requisito imprescindible.

Posibilidad de añadir elementos como ruedas, hacen que su movilidad sea mucho mejor y es una condición a tener en cuenta, sobre todo si los espacios cambian su configuración con frecuencia.

En Arganpinch, disponemos de una línea de mamparas de protección, comercializada a través de nuestra marca Mamparaland.

Se trata de mamparas fabricadas en acero y cristal templado de 6mm, pintadas al horno en cualquier color de la carta RAL.

Fabricamos:

Mamparas de mostrador, indicadas para mostradores de comercios y mostradores de atención al público. Se colocan sobre el mostrador y pueden ir ancladas en caso de ser necesario.

Mamparas de pie, indicadas para la separación o distribución de espacios comunes. Disponen de peanas lo suficientemente estables y pueden ser complementadas con ruedas para su mejor traslado.

Mamparas vitrina, están indicadas para las mismas situaciones que las mamparas de pie y además al ser totalmente transparentes, permiten no perder la visibilidad del entorno.

Todas nuestras mamparas son modulables, a través de un sencillo sistema de tornillería, se pueden ensamblar unas a otras, permitiendo adaptarlas a la configuración el espacio.

Somos fabricantes y las distribuimos a toda España de forma inmediata.

Puedes visitar nuestra tienda online www.mamparaland.com donde encontrarás más información sobre medidas y colores, e incluso puedes hacer tu pedido online.

Si necesitas mamparas con alguna característica especial, contacta con nosotros, describe lo que necesitas y lo fabricamos a medida